Cuál es la forma en que mayoritariamente ves películas?
 
Tenemos 163 invitados conectado

“Yesterday”: Beatles en el cielo con Richard Curtis

Más que un simple homenaje a los cuatro de Liverpool, "Yesterday", de Danny Boyle, es la perfecta unión de un director con criterio, una banda musical ícono cultural, y un guionista infalible para retratar los momentos cálidos de la vida. ¿Cuántos guionistas conocen que impongan su nombre, a veces por encima del director de turno, como una marca de estilo y calidad?

Pocos, y Richard Curtis es uno de ellos.

También conocido como realizador de un puñado de títulos con los que alcanzó la máxima perfección, Richard Curtis creó un conjunto sólido de películas que pueden ser reconocidas por su sello que impuso también en los títulos principales de la productora inglesa Working Title. ¿Qué une a "Cuatro Bodas y un funeral", "Un lugar llamado Notting Hill", "El diario de Bridget Jones", y "Realmente amor"?

Sí, la firma en el guion del nacido en Nueva Zelanda que adoptó a Inglaterra como su cuna creativa. El guionista de "The Tall Guy", no sólo es marca de éxito, sino también de un estilo propio en el que crea comedias que podrían ser románticas, aunque no es del todo exacto encasillarlas así, con un tono sensible, humano, el foco puesto más en los personajes (protagonistas y secundarios) que en los hechos, y un sentido amplio de la palabra amor.

No es casualidad que (casi) todas las películas que llevan su firma sean consideras clásicos modernos instantáneos del género.

Entonces, ¿Por qué "Yesterday" es una de las mejores películas, y la mejor comedia, del año? Lo primero que podríamos decir es porque se trata de un homenaje a la banda más exitosa de todos los tiempos, también porque su director tiene varios éxitos de crítica y público en su haber. No, sobre Los Beatles, sobre Danny Boyle, el nombre que se impone en Yesterday, todo lo que tienen que saber antes de verla, es Richard Curtis.

Un creador que permanentemente se centra en la amplitud de la palabra amor, compositor de personajes con los que empatizamos de la mejor manera, contando una historia que ubica en el centro las canciones de la banda que mejor interpretó el significado del amor (no solo del romance), y cuyas letras logran que nos identifiquemos con ellas como parte fundamental de la cultura popular. Nada puede salir mal.

No, "Yesterday" no es una biopic, no cuenta la historia de Los Beatles, pero tampoco los utiliza como mera excusa, son el marco ideal e ineludible.

Una historia paralela que tiene ecos permanentes en la real de los integrantes de la banda. Jack Malik (Himesh Patel) es un músico pop cuasi amateur que intenta hacerse lugar en su pequeña ciudad inglesa con infructuoso éxito. Toca en algunos bares sin concurrencia, y su amiga y manager Ellie (Lily James) poco puede hacer para conseguirle mejores chances. Sus canciones simplemente no prenden.

Una noche ocurre un apagón eléctrico universal (se hace referencia al Y2K) por veinte segundos, justo al mismo momento en que Jack tiene un accidente. Al despertar del mismo algo ocurrió, varios elementos de la cultura popular desaparecieron, entre ellos Los Beatles, pero Jack sí los recuerda.

Por cierto, es chiste sobre Oasis es maravilloso. A partir de entonces, Jack intentará ir recordando las canciones de Los Beatles para apropiárselas, y de la noche a la mañana se convertirá en un furor mundial; con todos los beneficios y pérdidas que eso implica. Sí, "Yesterday" es otra historia de músico amateur que triunfa repentinamente y es absorbido por todo lo que atrae la fama.

Pero sería lo mismo que decir que "Cuatro bodas y un funeral" es sólo otra comedia romántica sobre dos personajes de nacionalidades diferentes; o que "Un lugar llamado Notting Hill" es otra comedia romántica más sobre dos polos opuestos. Exacto, detrás de la capa superficial, aquí hay mucho más, todo lo que a Curtis siempre le interesa contar está ahí, y le encuentra sentido a través de lo que significan culturalmente Los Beatles.

Esta vez el amor será algo social, algo de entrega hacia los demás, y también una construcción a largo plazo ¿De qué sirve la fama sin el verdadero aprecio que importa, sino hacemos el aporte que creemos necesario a la humanidad?

En una escena, Debra, la manager adicta a la fama que compone briosamente Kate McKinnon, le dice a Jack que no le importa lo que tiene para decir, sino sus canciones. Esa escena podría describir todo sobre lo que se trata "Yesterday". Por supuesto, también hay romance, Ellie es la eterna enamorada de Jack, pero este siempre la vio como una amiga.

Como siempre, este vínculo transcurrirá por un carril mucho más amplio que el del romance repentino típico de las comedias románticas, se trata de construir un vínculo para la vida, y pensar qué camino optar de ahora en más. 

La unión de Curtis con Danny Boyle es exacta, como si se hubiesen encontrado justo para lo que "Yesterday" necesitaba. El director de "Trainspotting" brinda todo su estilo pop publicitario con los planos inclinados, el montaje ágil, las luces de neón, los inserts de texto y escenas de traspaso cuasi videocliperas, y el retrato cultural de una Inglaterra moderna, para crear una simbiosis perfecta con un guion que nunca es descuidado.

Por supuesto, Boyle siempre le otorgó un rol muy fuerte a las bandas sonoras, y esta vez no será la excepción para nada. Los Beatles suenan en los momentos justos, y logra capturar lo que esta banda significa social más que musicalmente. No tener a Los Beatles en nuestras mentes, en nuestros corazones, sería perdernos una parte importante de nuestra cultura, de eso que construimos como sociedad conjunta.

En un primer tramo, "Yesterday" pareciera ir algo apurada, como tragándose algunas partes, luego, cambia su rumbo, y resignifica su sentido, haciéndonos comprender que aquello que creíamos apurado, en verdad debía ser así porque era sólo el marco para lo que realmente quiere contar.

Los fuertes de Curtis son los personajes femeninos, y si bien Hamish Patel explota de carisma y soporta holgadamente un protagónico difícil, el brillo se lo lleva una Ellie adorable desde la construcción del personaje en el guion hasta la interpretación encantadora de Lily James. Ellie es un personaje dulce y creíble, todo lo que dice y hace es trascendental para Jack y para la película, ella es el verdadero corazón de "Yesterday", y la consagración de James como una gran actriz.

Kate McKinnon como la contrafigura de Ellie logra una villana que no exagera y convence, vuelve a demostrar ser una talentosa actriz no sólo comediante. Por supuesto, los secundarios son aporte importante para los films de Curtis, y desde Joel Fry (el amigo), Meera Syal y Sanjjev Bhaskar (los padres), hasta el propio Ed Sheeran interpretándose a sí mismo, todos logran momentos genuinos que mejoran aún más la propuesta. 

"Yesterday" es una película redonda por dónde se la mire. Gran ritmo, buenos mensajes, excelente creación de personajes, una historia entradora con un marco sobrenatural apenas de adorno para hablar de algo coloquial, y un puñado de mensajes y frases que logran transmitir la importancia cultural que un homenaje a Los Beatles debería tener.

Hay sorpresas aquí y allá, y sí, quédense tranquilos, la clásica escena de elipsis temporal perfecta y armoniosa, marca registrada del guionista está, la van a tener que esperar, pero está, y es hermosa, como toda la película.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar