Cuál es la forma en que mayoritariamente ves películas?
 
Tenemos 50 invitados conectado

A sala llena abrió el 19 DOCBUENOSAIRES

Con una sala repleta comenzó ayer el 19 DOCBUENOSAIRES y estuvimos ahí.

Presentada en Mayo pasado en el Festival Internacional de Cine Independiente de Cosquín en donde obtuvo una mención del Jurado y el premio de la Asociación de Cronistas, “LLUVIA DE JAULAS” ha sido seleccionada como la película de apertura para la edición 2019 del DocBsAs.

César González de quien ya conocemos “Qué puede un cuerpo?” y la destacada “Atenas” que también fue estrenada durante este año en el circuito comercial, registra con su mirada experta, algunos fragmentos y situaciones de la vida doméstica villera –recolectados a lo largo de cuatro años de pormenorizado y riguroso registro-, sensaciones tan presentes en su cine.

La cámara de González recorre y avanza sobre un espacio que le es propio, su hábitat natural, su territorio y es por eso que logra, en una geografía tan compleja, moverse con suma naturalidad, con un registro documental atractivo y atrapante: la villa Carlos Gardel, la 21 y la 31 se contraponen no sólo estéticamente, con el paisaje urbano de sus inmediaciones.

Sus personajes por momentos tan enraizados en su propio espacio, parecen quedar completamente ajenos en otras calles y en otras esquinas, otros espacios que los hacen extranjeros en la propia ciudad y González se limita a mostrarlos en su cotidiano, sin ningún juicio de valor ni con ningún interés de planteo narrativo convencional.

Hay, por supuesto, como en toda la filmografía de González y en su obra –que traspone lo meramente cinematográfico y avanza sobre la escritura y sobre la poesía en particular- un interés por dejar planteadas ciertas inquietudes y preguntas, que será tarea del espectador resolver.

Más que resolver, que quizás no sea la palabra justa, lo que González intenta no es hablar de resolución sino sencillamente interpelar al espectador para que siga luego de haberse dejado penetrar por todas las sensaciones que irrumpen frente a una obra tan diferente a todas, como las que él plantea, dentro de su cine.

Como su propia forma de arte (hay fragmentos de su poética dentro de la película) y en la búsqueda de un estilo indiscutiblemente propio, dispara simultáneamente, sin intentar darle preponderancia a ninguno de ellos, temas como: la represión policial, la infancia atravesada por la droga y el delito, las muertes, las pérdidas, el trabajo, los vínculos familiares, la violencia de género bajo la particular estética deliberadamente construida para provocar al espectador, imposible de no verse modificado por su cine con imágenes sobre los diferentes operativos que realiza la policía en las villas captadas por las propias cámaras en el lugar.

González deconstruye y vuelve a construir lo que el espectador pueda haber tenido en su imaginario previo, refiere notablemente a un cine de clases con conflictos que se encuadran dentro de un contexto claro y preciso, conociendo a la perfección todos los vericuetos villeros.

Moverse en un territorio conocido da una seguridad a la narración –aún por fuera de cualquier esquema convencional, tradicional- y fortalece todo lo que se muestra, con un nítido sentido de pertenencia.

El tono fragmentado y alejado de cualquier modelo narrativo de ficción necesita de un espectador activo en la tarea de apropiarse del contenido y poder trabajar junto con González la propuesta.

Tanto en la estética que utiliza en cada plano, en cada secuencia, como en las múltiples formas de expresión a las que echa mano (ya sea desde lo visual como desde la composición o desde la música elegida) ese espíritu de exploración es justamente lo que va enriqueciendo lentamente a “LLUVIA DE JAULAS” y el director se constituye al mismo tiempo como el protagonista, el testigo, el narrador, el observador y esa multiplicidad de facetas hace que se multiplique y resuenen unos con otros, cada uno de los personajes en los que González de desdobla, que son diferentes y el mismo, a la vez.

Notable película de apertura para una muestra como DocBsAs que resiste a pesar de la crisis con una programación variada, amplia, interesante y con focos para todos los paladares cinéfilos.